¿Cómo puedo lavar mis gorras?

¿Cómo puedo lavar mis gorras?

Al igual que la ropa, las gorras con el uso constante y el paso del tiempo terminan ensuciándose, bien sea con polvo y suciedad en general, como por manchas que son consecuencias de un mal cuidado de las mismas, pero que hay que solucionar para mejorar su aspecto.

El problema de limpiar las gorras que tenemos, es que la gran mayoría de nosotros desconocemos cómo hacerlo, cómo podemos lavar nuestras gorras sin que estas terminen dañadas o deformadas y ni siquiera sabemos si eso es posible.

Sin embargo, lavar nuestras gorras es más sencillo de lo que pensamos, solo tenemos que seguir algunos pasos y tendremos nuestros accesorios listos para combinar con cualquier vestimenta que vayamos a utilizar.

Pasos para lavar las gorras de la mejor manera

Para quienes quieren mantener sus gorras en excelente estado, este post les servirá en gran medida, así que continúa leyendo hasta el final y verás que te conviene guardarlo en lugar privilegiado de tu ordenador.

kit limpieza gorras

Paso 1: limpiando zonas específicas de suciedad en la gorra

Lo primero que tienes que hacer para lavar tu gorra, es centrarte en aquellas zonas que tengan suciedad más evidente, las cuales pueden requerir un poco más de trabajo para que salgan de ella, así que deberás utilizar un cepillo o una esponja para ello.

Existen productos de limpieza específicos para lavar gorras, así que es recomendable que utilices uno de estos para remover la suciedad de tu gorra. Con cuidado aplica el producto que hayas elegido en las zonas con más suciedad y eso será suficiente para su remoción, antes de proceder a lavar la gorra de forma completa.

Paso 2: humedecer la gorra

Es importante que tengas en cuenta que las gorras no deben mojarse por completo, solo tienes que humedecerlas, así que aplica un poco de agua por su superficie, procurando no saturar la tela de la misma, así evitarás que la gorra pierda forma, se encoja o se decolore.

Una técnica que te servirá para evitar que apliques mucha agua en la gorra, es hacerlo con tus manos, de esta manera no será mucha la cantidad de agua que caerá sobre su tela.

Paso 3: aplica espuma limpiadora de gorras

Para la limpieza de gorras existe en el mercado distintos productos, entre ellos una espuma que sirve para esto, la cual solo tendrás que aplicar de manera generosa sobre su superficie, tanto en la tela como en la visera de la misma, y después de eso en su parte interior.

Cuando ya la gorra esté cubierta por completo de espuma, deja que repose entre 30 a 40 segundos para que tenga un efecto más profundo en las manchas que presenta.

Paso 4: cepillado y enjuague de la gorra

Transcurrido el tiempo mencionado, solo debes comenzar a cepillar la gorra con la ayuda de un cepillo, lo cual tienes que hacerlo de forma suave y en círculos para terminar de retirar la suciedad presente en ella.

Al finalizar el cepillado de tu gorra, procede a quitar el resto de la espuma que quedó en su superficie, visera y en la parte interior, procurando de igual forma de no mojarla en exceso. Recuerda que se trata de humedecerla, así que aplica el agua nuevamente con tu mano y evitarás que eso ocurra.

Paso 5: secado de la gorra

Cuando hayas removido por completo la espuma de la gorra, solo tienes que colocarla en una superficie plana y que tenga una buena ventilación para que se seque completamente.

Es importante que la gorra no la coloques al sol y que tampoco la cuelgues, ya que eso podría causar que se decolore o que se deforme. Si quieres que la gorra seque más rápido y que no se le hagan arrugas, un consejo práctico para esto es que coloques una toalla apretada en su interior.

Con esos cinco sencillos pasos conseguirás limpiar de forma profunda tu gorra, ideal para aquellas que tengas en casa y que no has lavado por primera vez, así como para las gorras que sean tus favoritas y que por el uso a diario se hayan ensuciado demasiado.

Es importante aclarar que las gorras bajo ningún concepto deben colocarse en una lavadora para su limpieza, tampoco en una secadora y menos en un lavavajillas, todos esos dispositivos electrodomésticos ocasionarán maltrato a su tela y terminarán deformándola, así que evita hacerlo.

Limpieza de mantenimiento

También existe una forma más sencilla de lavar tus gorras, realizarle una limpieza de mantenimiento, la cual se recomienda para aquellas que tengas con suciedad superficial, que solo necesites retirarle el polvo que hay en ellas.

Si este es el caso de tus gorras, solo debes limpiarlas o lavarlas en seco de la siguiente forma:

  • Utiliza un cepillo de madera y un producto de limpieza especializado para gorras, aplicando este último en toda su superficie exterior.
  • Distribuye el producto con la ayuda del cepillo haciendo movimientos circulares, pero que sea de forma suave, no necesitas excederte en la fuerza a aplicar, y en aquellas áreas que tenga más suciedad puedes cepillar un poco más hasta que se elimine.
  • Cuando termines con la parte externa de la gorra, puedes proceder con la interna. Aplica el producto de limpieza al interior de tu gorra y cepíllala, recordando también hacerlo en la parte debajo de la visera.
  • Coloca unos minutos la gorra en una superficie plana para que se seque y listo, ya puedes utilizarla para combinar con tu atuendo del día.

El proceso de lavado de una gorra, sea a profundidad o de mantenimiento es sencillo como has logrado ver en este artículo, así que no hay excusas para que continúes con tus gorras sucias, lávalas y que queden completamente presentables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.